Licor de Hierbas: Cómo se hace y dónde comprarlo

licor de hierbas

El licor de hierbas tiene unos orígenes sorprendentes y una larga tradición histórica. ¿Sabías que tanto aristócratas como plebeyos fueron grandes apasionados de este delicioso elixir? ¿Sabías, además, que se utilizaba como remedio curativo para diferentes dolencias? Esto incluso se hacía hasta el siglo XX de la España contemporánea.

Hoy en día, tenemos multitud de marcas registradas de este brebaje en todo el mundo, pero también licores hechos al modo tradicional o casero. Y a ti ¿te gustaría hacer tu propio licor? Pues si sigues leyendo ¡podrás hacer un licor de hierbas que te quitará el sentido!

¡Ah! Pero hay más. El hecho de beber uno o dos chupitos de licor al día es ideal para ser feliz y gozar de buena salud. ¡No lo dudes! Quédate conmigo y descubre la fascinante historia del licor de hierbas, sus usos y cómo elaborarlo paso a paso. ¿Empezamos?

Capítulo 1

Qué es el licor de hierbas

Quien más y quien menos suele emplear las plantas aromáticas en la cocina, pero ¿por qué no usarlas también en los licores o en los vinos? Probablemente esto lo haya pensado alguien en algún momento de la historia y finalmente lo haya llevado a la práctica.

Se desconoce el nombre de su inventor, no obstante, seguro que disfrutaba de las buenas bebidas. En este capítulo te contaré qué es el licor de hierbas, sus beneficios y la diferencia entre unos licores y otros.

¿Qué es el licor de hierbas?

El licor de hierbas se podría definir grosso modo como una maceración de hierbas aromáticas en aguardiente. Y a este se le agregaría finalmente azúcar para darle un toque más dulzón. Este tipo de licor es muy popular en todo el mundo y muy consumido en España, donde podemos encontrar una gran variedad de sabores. Y tú ¿tienes alguno favorito?

A modo de curiosidad el alcohol en el que se maceran las hierbas debe ser de alta graduación. ¿Quieres saber por qué? Porque cuanto mayor sea esta, mejor será su maceración y su conservación. Además, así se salvaguardan las propiedades benéficas de las hierbas. Normalmente los licores de hierbas tienen entre 25 y 50º de volumen.

El líquido producido durante la maceración nos regala un aroma penetrante y seductor. ¡No podrás resistirte a tomar un chupito! Su aroma y sabor son el resultado de la perfecta integración del aguardiente con las plantas aromáticas. ¡Un verdadero placer para los sentidos! Y te dibujará una sonrisa en la cara tan pronto lo pruebes.

hierbas aromaticas
Foto: Annie Spratt

Sin embargo, ¿sabías que consumir este licor es beneficioso para la salud? Pues sí, siempre que se tome con moderación, como todo en esta vida. Y cuanto mayor calidad haya en sus materias primas mejor será. Su principal beneficio es que es una bebida digestiva gracias a su efecto vasodilatador.

Y te estarás preguntando… “ya, ya, pero ¿hay estudios que demuestren que efectivamente tienen beneficios para la salud? ¡Por supuesto! Recientes investigaciones de la Universidad de Vigo, junto al apoyo del Consejo Regulador de Aguardientes y Licores de Galicia, nos dicen que sí, siempre y cuando se utilicen materias primas de calidad y se beba con moderación.

Esto no creo que te parezca extraño. Ya que gran parte de las plantas aromáticas se utilizan en la medicina tradicional para curar muchas dolencias. Así que no es de extrañar que se consuma en tantas partes del mundo. ¡Como para no caer rendido a sus pies con ese extraordinario gusto!

Diferencias entre licor, orujo y aguardiente

Muchas personas utilizan estas palabras como sinónimos, cuando no lo son en absoluto. ¿Te gustaría conocer las diferencias entre ellas? Entonces, ¡sigue conmigo! La pregunta es… ¿cuáles serían las principales diferencias entre las tres bebidas? La principal diferencia es la materia empleada y la forma de elaboración, pero también el grado de alcohol y de azúcar que llevan.

Licor

De estos tres términos es el que mejor diferenciamos, el cual engloba diferentes bebidas, por ejemplo, el orujo y el aguardiente, entre otras muchas más como el licor de café o el de manzana verde. Sea cual sea siempre será una bebida alcohólica aromatizada con una alta graduación. Y tienes licores de hierbas, de frutas y los mixtos (frutas y hierbas). Y a ti ¿cuál te gusta más?

¿Tienes curiosidad por saber cuáles son los licores más populares? Entre ellos se encuentra el whisky, la ginebra, el orujo, el ron, el vodka o el tequila. Los licores se pueden obtener por destilación, maceración o infusión y la materia prima es tremendamente variada. El licor de hierbas tiene un mínimo de 15º y un máximo de 40º.

Orujo

El orujo se obtiene de la piel de la uva ya fermentada. También se conoce popularmente como “aguardiente de orujo”. De ahí que al simplificar su nombre se le llame «aguardiente» a secas. Para obtener esta bebida pasa por un proceso de destilación. Solo es orujo la bebida obtenida a partir de la materia prima del orujo. Esta es su principal característica.

El orujo se crea a partir de la piel de la uva ya prensada. El que contiene aromatizantes es el de hierbas, pero también tienes el orujo sin añadidos. Por tanto, su diferencia principal es que el orujo es un licor y un solo tipo de aguardiente. En cuanto a su volumen de alcohol es de un 37,5%.

Aguardiente

Su volumen de alcohol es como mínimo de un 35%, según el tipo de aguardiente, y se obtiene por destilación. Existen diferentes variedades de aguardiente, entre ellos, como ya te dije, el de orujo. El aguardiente tiene una alta concentración hidroalcohólica y la materia prima empleada fue fermentada anteriormente.

Existen los aguardientes simples y los compuestos. Los simples no tienen sabores añadidos, mientras que los compuestos, o sea, los licores, tienen sabores añadidos. Y ¿esto cómo se hace? A través de hierbas, semillas, siropes, etc. Espero que ya tengas muy clara la diferencia entre estas tres palabras y puedas usarlas de forma correcta.

Capítulo 2

Historia del licor de hierbas

¡Quién no tiene curiosidad por saber la procedencia y el origen del licor de hierbas! Pues aquí te cuento todos sus secretos. Y, por cierto, ¿sabías que el licor de hierbas nos ha acompañado durante siglos? Está entre nosotros desde hace decenios.

Somos unos grandes privilegiados por tener un producto que se ha ido elaborando a lo largo de tantos años. Sigamos adelante y descubramos juntos la procedencia del licor de hierbas y sus usos en la historia.

Procedencia y origen

La pregunta del millón es quién inventó el licor de hierbas. Sin embargo, se desconoce a su descubridor. Lo que está claro es que a lo largo de la historia cada generación ha ido mejorando las invenciones de sus predecesores gracias a la herencia cultural que nos han dejado. Digamos que el licor de hierbas es una bebida que se ha ido mejorando y elaborando a lo largo de muchos siglos y se ha convertido en una de las bebidas más exquisitas del mundo. ¿Estás de acuerdo?

Los romanos ya trajeran a Hispania el vino con especias, pero esta bebida también se consumía en la antigua Grecia, aunque con claras variaciones. Con el paso del tiempo, y con la gran inventiva del ser humano para crear cosas nuevas, posiblemente surgió el licor de hierbas. Simplemente cambiando el vino por otro tipo de alcohol y realizando unos cambios por aquí y otros por allá llegamos a él.

No obstante, si hablamos de historia tenemos que mencionar a Hipócrates. ¿Sabes quién es? Considerado el padre de la ciencia y el fundador de la medicina, fue un médico griego del siglo V a. C. muy importante en su época. Utilizaba el vino con hierbas para tratar ciertas enfermedades y dolores. Así, cuando apareció el licor de hierbas en la Edad Media, se seguía empleando para curar determinadas dolencias por los poderes curativos de sus plantas.

Los primeros licores fueron elaborados con alcohol, miel y aceites. Posiblemente no te parezca que tenga un sabor muy apetecible, pero debes recordar que por ahora se creaban con funciones digestivas y curativas. La miel los dotaba de un gusto altamente azucarado muy agradable al paladar y al estómago.

En España no existe un punto geográfico exacto donde apareció el licor de hierbas, solo tenemos información sobre su origen, que se sitúa en el norte. Justo en unas zonas donde se producen excelentes bebidas con alto grado de alcohol, es decir, que tienen una gran experiencia en su elaboración. En Galicia, por ejemplo, llevan cientos de años destilando aguardiente.

Uso a lo largo de la historia

Como ya te he comentado, el licor de hierbas lleva unos cuantos decenios en nuestras vidas, ¡quién lo iba a decir! La función principal de las bebidas con plantas aromáticas era la curativa. Y los monjes del medievo aportaron importantes conocimientos al arte de la destilería a través de la experimentación con alambiques. Aunque ya los egipcios conocían el proceso de destilación.

Quizás te preguntes por qué dedicaban su tiempo los monjes a tanto experimento, pero ellos querían crear remedios efectivos para mejorar o aliviar los dolores de las personas. También lo hacían para mejorar los licores que ya tenían. Los licores de hierbas se utilizaban para aliviar la artritis, los problemas respiratorios, las digestiones difíciles o emplearlos como expectorantes.

Su delicioso aroma conquistó a gran parte de la población en los últimos siglos del medievo y su fama, como no podía ser de otra forma, se extendió rápidamente. Así fue como el licor de hierbas se fue adentrando en nuevos territorios y asentando entre las poblaciones. Poco después vendrán las primeras comercializaciones de los licores de hierbas y hoy en día tenemos un montón de marcas de todo el mundo en todas las tiendas.

A partir del siglo XVIII, con el desarrollo y el conocimiento de las técnicas de fermentación, se mejoró la receta del licor, y con la invención del alambique se abrió un mundo nuevo. Hoy encontramos licores de hierbas que se fabrican de forma industrial y otros de forma artesanal. Además, cada zona geográfica, por sus características climáticas, presenta unas cualidades únicas en los licores.

En resumen, podríamos decir que los licores de hierbas son la evolución de aquellos remedios caseros de antaño. Muchas de las bebidas actuales fueron verdaderos medicamentos. Ha sido consumido por diferentes estratos sociales de todas partes del mundo, ¡es una bebida totalmente internacional! ¿Ya tienes ganas de hacer tu propio licor de hierbas? Ya estamos más cerca, sigamos leyendo para conocer más de su mágico mundo.

Capítulo 3

Tipos de licor de hierbas

Posiblemente existan tanto tipos de licores de hierbas como estrellas. ¿Te parece que exagero? No, para nada. Existe una cantidad brutal de licores de hierbas porque la selección y variedad de plantas aromáticas es infinita. Algunas de las hierbas más usadas son la manzanilla, la menta, el romero, el orégano, la canela, el anís verde, el hinojo, el azahar, la hierba luisa, el tomillo…

Después tenemos marcas registradas de licores altamente reconocidas. ¿Quieres saber cuáles son algunas de ellas? Entonces, ¡empecemos! Y conozcamos el origen y características particulares de algunas de las marcas de licor de hierbas más conocidas:

Campari

Este licor nacido en tierras italianas es muy popular en todo el mundo. Apareció a mediados del siglo XIX y su receta es secreta. Su sabor es potente y su tonalidad es rojiza oscura, ¡toda una delicia para los sentidos!

Martín Códax

Una bebida espiritosa sensacional, despierta los sentidos y ofrece experiencias únicas por su dulce sabor y sus sublimes matices olfativos. Se elabora en Galicia y su graduación alcohólica está entre los 15 y los 40º. Su color es intenso y su aspecto cristalino.

Benedictino

Licor nacido en Francia, según cuenta la leyenda por las manos de Bernardo Vincelli, pero nada nos lo puede confirmar. Sea como sea, esta delicia que lleva 27 plantas en total y fue creada en el siglo XVI. ¡Sí! Has oído bien, lleva 5 siglos entre nosotros.

Jägermeister

Este es uno de los licores de hierbas más populares entre la juventud y con un excelente equilibrio de sabores. Su origen es alemán y está compuesto nada menos que de 56 hierbas, que no son pocas. Se encuentra dentro de los licores más vendidos de todo el mundo.

Becherovka

Proviene de la República Checa y está elaborado con 32 hierbas. Aparece en el mercado a principios del siglo XIX y todavía hoy es muy conocido y consumido en todo el mundo. Empezó siendo una receta de un farmacéutico llamado Josef Beche, qué raro, ¿no?

Verveine du Velay

A finales del siglo XIX, Víctor Pages, comienza a destilar esta bebida que pronto se popularizó. Su procedencia parte de una fórmula medicinal, como en los otros casos, y su receta, al igual que la de los demás, se mantiene en secreto.

Cynar

También de producción italiana es este licor de hierbas de sabor intenso. Se comenzó a comercializar en el siglo XX y lleva 13 hierbas aromáticas y un ingrediente peculiar. ¿Sabes cuál? ¡Alcachofas! El único licor de hierbas en el mundo que las lleva integradas.

Capítulo 4

Cómo hacer licor de hierbas casero

Hacer licor de hierbas es fácil y divertido. Solo nos exige un poquito de paciencia por los tiempos de maceración. Ah, y recuerda servirlo en la mesa entre 6 y 10º cuando lo tengas. Ahora repasemos un poco… no hay una sola combinación para hacer un licor de hierbas, ¡sino miles!

Todo dependerá de las plantas aromáticas que hayas escogido y de las cantidades de cada una, pero también del tipo de alcohol que le eches y de sus proporciones en el caso de que decidas hacer mezclas.

Y es que, haciendo licor de hierbas, ¡te convertirás en un verdadero alquimista!

Receta

Aquí te dejo una receta para hacer un licor de hierbas extraordinariamente rico. No, no te preocupes, no hace falta tener experiencia elaborando licores, ni siquiera hace falta que seas un experto en plantas aromáticas. Basta con tener ilusión y los ingredientes necesarios para hacerlo. Hemos seleccionado unas plantas fáciles de encontrar y que hasta igual tienes en las macetas de tu casa o en tu propio jardín. ¡Seguro que te quedará riquísimo! Veamos cómo se hace pasito a pasito:

Preparar primero los materiales

¿Qué materiales necesitarás para tu rico licor? Necesitarás una botella de vidrio, un colador o embudo con filtro, una tartera o cazo, azúcar, agua para el elaborar el almíbar y para lavar las hierbas y, por supuesto, las hierbas aromáticas y el alcohol.

Seleccionar las plantas aromáticas

Utilizaremos hierba luisa, romero, hierba buena y menta. Si las tienes en casa, debes escoger los tallos nuevos y que estén en mejor estado. Si has comprado las plantas en una floristería o en un herbolario, también debes escoger los mejores tallos para tu licorcito.

Dejar secar las hierbas

Para conseguir un licor óptimo debemos dejar secar en un lugar fresco y a ser posible oscuro las plantas. ¿Durante cuánto tiempo? Una semana estaría genial. El proceso de tiempo es largo, pero merece la pena la espera. ¿Por qué no se echan frescas? Para evitar el sabor a «vegetal».

Ir preparando el aguardiente

Mientras tanto, durante esa semana, ya puedes ir escogiendo el aguardiente que quieras emplear para la elaboración de tu licor. ¿Quieres alguna recomendación? Pues lo más importante es que sea neutro y de alta graduación. Esto es importante para el sabor final y para la integración de todos los sabores.

Pasada la semana…

¡Ya están listas las hierbas para ser añadidas al aguardiente! Pero antes debes revisar que tengan buena apariencia y si tienen algunas hojas con mal aspecto debes retirarlas. Recuerda que la calidad del resultado está en las materias primas.

Echar el aguardiente en una botella de cristal

Comenzamos echando la cantidad de aguardiente que queremos utilizar en una botella de cristal, ¡nunca de plástico! Esto último afectaría al sabor, y no precisamente para bien. No hace falta echar una cantidad determinada, solo la que tú consideres. Aquí no hay medidas estrictas.

Añadir las hierbas al aguardiente

Después de haber hecho una nueva selección de las hojas que introduciremos en el aguardiente, debemos cortarlas un poco si son de tallo largo. También debemos eliminar en la medida de lo posible los tallos leñosos. Y vamos añadiendo poco a poco todas las hierbas al aguardiente.

Seleccionar la cantidad de hierbas

No te preocupes por eso, ya que en los licores caseros es difícil añadir una cantidad fija de cada planta. Si prefieres un licor de hierbas con sabor y aroma penetrante echa muchas, si prefieres lo contrario echa menos. También puedes tener en cuenta el poder curativo de todas estas plantas, ¡altamente beneficiosas!

Agregar una ramita de canela

Este paso es opcional, pero recomendado. Este toque de canela hará tu licor todavía más atrayente al gusto y al olfato. Puedes echar una o dos ramitas, según tu propio gusto.

Agitar bien la mezcla

Cuando cierres la botella de cristal debes mezclar bien el contenido para que los sabores se integren unos con otros. Debe quedar todo unificado. No hace falta que estés minutos mezclando los ingredientes, basta con unas cuantas agitaciones.

Volver a macerar

Después del paso anterior toca dejar la botella en un lugar seco, fresco y oscuro. Te preguntarás, y ¿cuánto tiempo? Con dos semanas es suficiente para conseguir un licor de hierbas espectacular. Ah, y es muy importante que lo agites una o dos veces al día durante esas dos semanas.

Colar el líquido resultante

Pasadas las dos semanas cogemos el líquido resultante y lo pasamos a una nueva botella a través de un colador con filtro para que no escape a la botella ningún residuo de las plantas. Y lo vamos filtrando poco a poco, con paciencia.

Escoger el azúcar

Primero debemos escoger qué tipo de azúcar preferimos, ¿blanco o moreno? En este caso utilizaremos a partes iguales uno y otro, pero puedes echarle el que prefieras o una proporción diferente. Ten en cuenta que el azúcar moreno oscurece el color del licor.

Ahora toca endulzar

Ahora te toca echar cuentas. Por cada litro de aguardiente debes echar la misma cantidad de jarabe de azúcar, también llamado almíbar, el cual elaboraremos con agua y el azúcar seleccionado del paso anterior. Para que quede más claro, si tenemos un litro de licor debemos añadir un litro de jarabe de azúcar (formado por medio litro de agua y medio kg de azúcar).

Crear el jarabe de azúcar

Echamos el agua en una tartera junto al azúcar. Recuerda, siempre debe ser proporcional a la cantidad de licor que tengamos. Si son dos litros de licor, por ejemplo, el almíbar debe estar compuesto por un litro de agua y un kg de azúcar. Una vez que tengas los dos ingredientes en el cazo solo tienes que remover un poco y dejar a fuego medio-alto durante 8 y 10 minutos.

Añadir el jarabe de azúcar frío al licor

Es fundamental unir el almíbar al licor a temperatura ambiente. No debe estar caliente ni templado para no arruinar nuestra riquísima bebida. Y luego agitamos bien para que todo se integre y quede homogéneo. El objetivo, además de endulzar, es rebajar el alcohol del aguardiente.

Reposar la mezcla 3 meses

Sí, otra vez toca esperar por nuestro licor de hierbas. ¿Por qué? Para que los sabores tomen cuerpo y se asienten tiene que macerar nuevamente la mezcla.

Y estos son los pasos para conseguir un licor de hierbas de aúpa. Siempre es recomendable seguir bien los pasos, ya que cualquier error puede modificar el sabor final del licor. Es mejor ser cuidadoso y paciente que impulsivo y ansioso. Todo lo bueno exige tiempo. Pero te puedo asegurar que tendrás un licor de sabor extraordinario. ¡No esperes más para hacerlo!

Consejos para su correcta elaboración

Como puedes comprobar la elaboración del licor de hierbas se hace muy rápido y hasta es divertido. Sin embargo, el tiempo de espera de la maceración ya es otra historia. Todo el proceso es importante. La calidad del resultado también dependerá de las materias primas, así que, cuanto mayor sea su calidad… ¡mejor! Aquí te dejamos algunos consejos para hacer un licor de hierbas para chuparse los dedos. No te saltes ninguno. Te saldrá un licor tan bueno que seguro que querrás repetirlo:

  • Lavar cuidadosamente las hierbas, sin dañarlas, pero en profundidad
  • También debemos tener muy limpios los recipientes que vamos a utilizar
  • Es muy importante girar la botella durante las maceraciones para obtener buenos resultados
  • Ten en cuenta que cuantas más hierbas le eches más intenso será su sabor
  • ¡No usar ninguna botella de plástico! Ya que algunos de sus componentes podrían mezclarse
  • Si tienes hierbas aromáticas en tu jardín deben estar libres de elementos químicos
  • Mantener la botella de vidrio en un lugar fresco, evita que le dé el sol o se arruinará

Si sigues estos consejos conseguirás un licor de hierbas para quitar el sentido, ¡no lo dudes! Pero para ello debes seguir estas indicaciones, pues cualquiera de ellas puede destrozarte este maravilloso néctar de los dioses. Como último consejo, antes de empezar, ten todo preparado para crear tu licor, no vaya a ser que te falte algún utensilio.

Capítulo 5

Consejos para comprar licor de hierbas

¿Te gustaría saborear un licor de hierbas, pero no sabes cuál comprar? ¡No te preocupes! Podrás disfrutar de tu licor teniendo en cuenta unos sencillos consejos. A veces es difícil escoger una botella en concreto, y es que tener tanta variedad de licores es un rasgo muy positivo, pero hace que las elecciones sean mucho más complicadas.

¿Cómo escoger la botella perfecta?

Según la cantidad de azúcares

A mucha gente le encanta el azúcar y tiene predilección por las bebidas espiritosas azucaradas. Si este es tu caso, selecciona las botellas con una mayor cantidad de concentración de azúcares. La gran ventaja que tiene el azúcar en las bebidas es la sensación de saciedad, lo cual hará que tengas menos hambre.

Los licores más azucarados dan una sensación envolvente y te hace vivir una experiencia mayor. El azúcar es el ingrediente utilizado para darle un toque más irresistible al paladar y suelen ser ideales para cualquier tipo de evento o celebración. De todas formas, si los prefieres menos azucarados opta por los licores sin azúcares añadidos tras la destilación.

Cualquiera de nosotros podemos saber la cantidad de azúcares que llevan los alimentos en su etiqueta de información nutricional, pero esto no se puede ver en una botella. Básicamente porque no la lleva. Si no conocemos su porcentaje de azúcar siempre podemos preguntar directamente a la persona que nos vende la botella, suelen ser grandes entendidos en este tema.

Según el tipo de sabor

¿Qué sabores te gustan? ¿Tienes preferencias por los picantes o por los dulzones? ¿Te gustan más los licores ligeros o prefieres los pesados y potentes? Algunos licores tienden a un sabor ligeramente picante, mientras que otros se orientan hacia los suaves y templados. En la variedad está el gusto y tienes infinitas opciones de compra en este sentido.

Es común que todos compartan un sabor resolutivo. Aunque dependiendo de su origen tendrá matices diferentes, tanto por sus países de origen como por sus regiones geográficas. También puedes optar por licores con una mezcla sencilla de hierbas o por otros que empleen en la maceración una ingente cantidad de plantas. Si eres de las personas que buscan experiencias nuevas, la segunda opción es para ti.

También debes tener presente que la selección de plantas es muy importante. Si no te gustan algunos sabores específicos evita comprar licores que los lleven. Hay personas a las que no les gusta la canela o la menta, ¡cuídate de comprar un licor que lleve alguna hierba que no te agrade y que usen como principal!

Según el destino para su consumo

Es decir, ¿va a ser para consumo particular o para un evento? Para el primer caso puedes escoger simplemente uno que te guste o cualquier otro que no hayas probado para ir probando diferentes marcas y sabores. En el segundo caso, lo más acertado es optar por las marcas más conocidas, y si son dulces mejor, ya suelen ser muy bien aceptadas.

¡Qué mejor que un licor adecuado para la ocasión! Si en ese evento va a haber gente joven, el Jägermeister tendrá el éxito asegurado. Siempre se recomienda combinar unos con otros para tener diferentes opciones entre tus invitados. Combina una o dos botellas de licor de hierbas dulce con otro con menos cuerpo y más ligero.

Dependiendo del evento, puedes preguntar en la tienda donde lo vayas a adquirir qué tipo de licores son los más adecuados. Aunque recuerda que los más dulces siempre son bienvenidos y mucho mejor recibidos. Además, quedan bien en cualquier celebración. Si tú fueras a un evento, ¿qué tipo de licor te gustaría tomar allí?

Según las opiniones y los comentarios

Tanto si compras en una tienda física como en una tienda online, podrás informarte de la calidad de los licores. Generalmente la gran ventaja de las tiendas online es que junto al producto se ven las opiniones de los usuarios que ya lo han probado, y te pueden ser de gran ayuda a la hora de decantarte por uno o por otro.

Uhm, quizás estés pensado que a veces los comentarios no son muy claros o se basan en gustos personales. Y ¡es cierto! Pero siempre se obtiene información de ellos. Sabrás si a la mayoría les gustó ese licor y por qué, que es lo que más les ha llamado la atención o incluso podrás leer alguna comparativa entre unos y otros.

Y cuando pruebes alguno, tú también tendrás la oportunidad de dejar tu comentario y ser partícipe de foros u opiniones en páginas de venta. La información compartida sobre un producto siempre es un valor que debemos aprovechar, un acto altruista de una persona que quiere compartir su experiencia con los demás.

Según el tipo de fabricación

¿Industrial o artesanal? Aunque parte de los licores industriales también han obtenido un sabor estupendo, los elaborados de forma artesanal están irremediablemente más ricos. Existen grandes marcas que fabrican sus licores de la forma más artesanal posible para dotarlos de la esencia propia del licor de hierbas.

Por supuesto, si por tu zona conoces lugares de venta local de licor de hierbas artesanal… ¡no dudes en probarlo! Normalmente son personas que llevan muchos años elaborándolo y tienen un amplio conocimiento sobre hierbas aromáticas y el equilibrio de sabores para obtener un licor de diez. Además, ¡quién mejor para hablar de un licor que su propio creador!

No te fíes de todos los licores que ponen que son de producción artesanal, ya que emplean este distintivo para hacer publicidad, pero nada más lejos de la realidad. Asegúrate de que tenga un buen sabor y de su calidad. Y entre uno y otro siempre es aconsejable escoger el artesanal, ya que los sabores serán más vivos, pues la producción manual siempre se nota.

Conclusión

El mundo del licor de hierbas es un mundo extraordinario y mágico a la vez. Aquí hemos aprendido juntos todo sobre el licor de hierbas, qué es y los diferentes tipos que existen, sus usos en la historia y también hemos conocido algunas de las marcas más populares en todo el mundo. Espero que se te haya hecho corto este viaje hacia atrás en el tiempo.

Espero que hayas disfrutado de todo este recorrido tanto como yo y que valores gratamente su historia y vicisitudes. ¡Seguro que ya no lo saborearás igual! Y es que tenemos la suerte de disponer de una de las mejores bebidas del mundo.

Cuando cojas un vaso o chupito de licor de hierbas, recuerda que entre tus manos tienes un producto elaborado y perfeccionado a lo largo de los siglos. Para obtener lo que tenemos hoy en día se han tenido que hacer muchos experimentos y aprender de los errores.

¿Te ha gustado este artículo? Pues puedes compartirlo con tus amigos para que conozcan todos los secretos del licor de hierbas y disfruten de esta información. Espero haberte ayudado tanto a disfrutar de él como a valorar su larga tradición histórica.

1 comentario en “Licor de Hierbas: Cómo se hace y dónde comprarlo”

  1. Nelly Changoluisa

    Muchas Gracias por la información, es un impulso a mi investigación, me encuentro en busca de un producto nuevo en el sector donde recido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Logotipo de La Trastienda Sanxenxo
Boletín de noticias y ofertas
Suscríbete gratis ahora y recibe en tu email nuestras fantásticas promociones. Y ahora, por tiempo limitado, ¡recibe también un 10% de descuento!
Ir arriba